Blogia
VIRGEN DE MONTEMAYOR

Real Hermandad Sevillana de Ntra. Sra. de Montemayor

Real Hermandad Sevillana de Ntra. Sra. de Montemayor

 

Datos básicos.

Sede Canónica:

Iglesia de San Juan Bautista (vulgo de San Juan de la Palma).

Año de fundación:

1956.

Lugar entre las filiales:

Primero.

 

Historia.

La numerosa colonia moguereña residente en Sevilla en la década de los cincuenta del siglo XX fue la encargada de la fundación de la primera de las Filiales de la Virgen de Montemayor. Junto a ella, algunos sevillanos como don Manuel Alcalá de los Reyes, que había vivido en Moguer durante algún tiempo y había conocido allí la devoción por la Reina de los Pinares. En 1955 algunas de estas personas participaron el peregrinación de la pro-Hermandad de Punta Umbría hasta el puerto de la Ribera moguereña para participar en la Romería de mayo; sin duda alguna, esta primera experiencia sirvió como acicate para la creación de la filial sevillana.

En 1956 se celebró en la iglesia de San Juan de la Palma la misa fundacional de la Corporación, a la que asistieron muchos moguereños y devotos de la Virgen. Y desde sus inicios la Hermandad contó con una réplica de la Patrona de Moguer en su sede canónica, que desde entonces recibe culto en un altar neobarroco dorado. Es destacable también cómo fue el propio don Manuel Alcalá de los Reyes el primer impulsor de la Coronación Canónica de la Virgen de Montemayor, con la publicación en los años cincuenta de un libro de poemas cuyos beneficios debían dedicarse a este fin.

En los años sesenta y setenta la Hermandad se mantuvo con un número de hermanos considerable, pero en los ochenta y primeros noventa experimentó una gran crisis que a punto estuvo de motivar su extinción. El regreso de moguereños a su localidad de origen con las mejoras de su situación económica fue la causa principal de este fenómeno. No obstante, y gracias a unos pocos fieles a la Hermandad, su Simpecado no faltó ni un solo año a su cita con la Reina de los Pinares moguereña durante la Romería.

Con los actos de la Coronación Canónica, la renovación del grupo de moguereños residente en Sevilla y la gran eclosión que vivió la Romería en esos años, la Hermandad renació con fuerza desde principios de la década de 1990. En 2002 se vivió la mayor gloria para esta Hermandad, la solemne procesión de la Virgen de Montemayor de Sevilla por las calles de la capital de Andalucía para presidir el altar de las Hermandades de Gloria en la festividad del Corpus Christi. Cientos de devotos, tanto de Moguer como de Sevilla, acomañaron a la Imagen en su procesión y dieron buena cuenta de cuán viva seguía la llama de su devoción décadas después de la fundación de la Hermandad.

En 2006 se celebraba el 50º Aniversario Fundacional de la Hermandad, con una serie de cultos y actos conmemorativos. En el mes de octubre se procedía a la celebración del Triduo Conmemorativo, don Antonio Capelo protagonizó el Pregón a la Virgen, y se finalizaba con la inauguración de un azulejo de la Titular en la fachada de la iglesia de San Juan de la Palma.

En la actualidad, la Hermandad celebra cultos anuales (Triduo y Función en el mes de abril, misa de difuntos en noviembre, peregrinación extrordinaria a Montemayor en marzo, peregrinación a la Romería de mayo y participación en la procesión del 8 de septiembre en Moguer) y mensuales (misa de Hermandad cada tercer domingo de mes, a las 12:00 horas).

 

Titular.

La Hermandad Filial de Sevilla cuenta desde sus inicios con una réplica de la Virgen de Montemayor que es venerada como Titular junto a la original moguereña. Se trata, por lo tanto, de la reproducción más antigua junto a la de la Hermandad de Huelva.

Se trata de una imagen de candelero para vestir, realizada en madera y policromada. Fue tallada por el escultor don Francisco Buiza, discípulo de Santos Rojas, autor de la imagen de la Patrona de Moguer tras la guerra civil. En 1956 la Filial de Sevilla encarga la realización de esta escultura, para lo cual se realizó un molde a la original de Moguer. Por lo tanto, su fisionomía es exactamente igual a la primigenia. Las principales diferencias se encuentran en la policromía aplicada y en la imagen del Niño Jesús, que se diferencia más de su modelo.

Aparece entronizada en un retablo neobarroco tallado y dorado, probablemente también de 1956, colocado a los pies de la nave de la Epístola de la iglesia de San Juan de la Palma. Lo rodea un verja de hierro artísticamente forjado, con un cepillo para limosnas y varios reclinatorios. La iluminación queda establecida por dos faroles colgantes y varios candeleros.

Esta Imagen tan sólo ha procesionado en Sevilla con ocasión del Corpus Christi del año 2002. El solemne traslado procesional fue realizado en la tarde del miércoles previo al Jueves de Corpus, quedando toda la noche en la Avenida de la Constitución (junto a la Catedral de Sevilla). Actuaron ante el paso varios grupos musicales, dentro del programa organizado por el Ayuntamiento de la ciudad.

 

Patrimonio.

- Ajuar de la Virgen de Montemayor, que cuenta con varias sayas y mantos, algunos de ellos realzados con bordados en oro. La ráfaga, la corona, las potencias del Niño y el cetro están realizados en metal plateado labrado y piedras preciosas.

- Simpecado de la Hermandad. La pintura de la Virgen da fe de la antigüedad de la Hermandad: la Señora aparece sin ráfaga, sobra la antigua ermita que fue reformada en profundidad en los años sesenta y setenta. Es de terciopelo rojo con bordados, mostrando en su corte de línes rectas una gran sobriedad.

- Estandarte de la Hermandad, de terciopelo rojo con bordados en oro en el remate del ástil y en el centro, donde se reproduce su escudo.

- Juego de varas de la Hermandad, de metal plateado y labrado. La galleta esté formada por la efigie de la Virgen de Montemayor, subida en los escudos de Moguer y Sevilla, y rodeada por rayos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres